miércoles, julio 24, 2024
spot_img

Starlin Castro espera aportar al éxito y retomar su carrera con las Águilas Cibaeñas

Comparte

SANTIAGO.-Con la firme intención de relanzar su carrera con las Águilas Cibaeñas, se presentó al campo de entrenamientos este martes en el estadio Cibao el jugador del cuadro montecristeño Starlin Castro.

Castro dijo, al ser consultado por la prensa, que siempre ha deseado jugar para las Águilas, porque es su equipo favorito desde joven, y también el de su familia. Destacó, además, que vive en Santiago, por lo que jugará en casa.

Con solo 33 años de edad y un arsenal de 1722 hits en Grandes Ligas, Castro se presentó entusiasmado a las prácticas, decidido a demostrar que todavía puede ser de gran valía en el béisbol.

“Me ha gustado mucho el ambiente de los jugadores y la forma en que me han recibido. Ahora estoy enfocado en prepararme para dar lo mejor de mí para lograr el éxito”, dijo.

Castro vestirá por primera vez el uniforme amarillo de las Águilas Cibaeñas, luego de ser firmado como agente libre por el gerente general Ángel Ovalles.

Castro viene de jugar en 2023 con el Spire City Ghost Hound de la liga independiente Atlantic League, división Sur, donde terminó con estadísticas de .305/.357/.383 y un OPS de .740 en 43 partidos, en los que agotó 167 turnos oficiales, pegó 51 hits, 10 dobles, un jonrón, impulsó 24 carreras, negoció 13 boletos y se ponchó 33 veces.

En la temporada pasada LIDOM jugó para los Leones del Escogido en 43 juegos, agotó 160 turnos, disparó 35 hits, con un jonrón, 2 dobles y 8 vueltas impulsadas. En la semifinal o Round Robin reforzó a los Gigantes del Cibao, actuando en 11 juegos, consumió 38 turnos oficiales y pegó 12 incogibles para un promedio de .316.

El jugador liniero tiene un total de 1722 imparables en Grandes Ligas, de los cuales 138 son jonrones, 40 triples, 319 dobles, ha remolcado 678 carreras y anotado 698, con 89 bases robadas. Todo lo ha conseguido en una década, ya que debutó en 2010 y se mantuvo activo en las mayores hasta el 2021.

En su primera campaña en las mayores conectó 139 hits y en la siguiente, 2011, disparó 207 cohetazos.

En la temporada pasada jugó para los Leones del Escogido en 43 juegos, agotó 160 turnos, disparó 35 hits, con un jonrón, 2 dobles y 8 vueltas impulsadas. En la semifinal o Round Robin reforzó a los Gigantes del Cibao, actuando en 11 juegos, consumió 38 turnos oficiales y pegó 12 incogibles para un promedio de .316.

Saber más

Noticias relacionadas