miércoles, junio 19, 2024
spot_img

Rihanna se luce con todo y embarazo en el medio tiempo de Super Bowl

Share

RIHANNA BRILLA COMO UN DIAMANTE

Rihanna estuvo por encima de todos, embarazada.

Comenzó y terminó el domingo el espectáculo de medio tiempo del Super Bowl 57 en una plataforma suspendida sobre el campo en el State Farm Stadium en Glendale, Arizona.

La presentación no tuvo invitados sorpresa, como muchos espectáculos de medio tiempo del Super Bowl previos, pero sí sorprendió a todos cuando su representante confirmó, después de que terminara, que la cantante está embarazada de su segundo hijo.

La cantante llevaba un abombado traje completo color rojo brillante con una capa inferior de ropa elástica entallada, cuando apareció de pie en la plataforma rectangular que se movía hacia arriba y abajo en el aire mientras interpretaba “Bitch Better Have My Money” sobre el campo donde los Eagles de Filadelfia y los Chiefs de Kansas City se disputaban el campeonato momentos antes.

Bailarines con vestuarios blancos, que semejaban ropa de esquí y grandes gafas para sol, se movían en sincronía en sus propias plataformas suspendidas.

Rihanna y los bailarines descendieron a un largo escenario, rojo como el traje de la cantante, para continuar su coreografía sincronizada mientras ella interpretaba “Where Have You Been” y “Only Girl”.

Durante la presentación tampoco hubo cambios de vestuario o de escenografía, que se han vuelto constantes en los medios tiempos del Super Bowl. Los colores y la temática de la presentación se mantuvieron iguales durante el set de 13 minutos, incluyendo luces rojas que se proyectaban sobre el escenario y por momentos fuegos artificiales dorados que explotaban en el aire sobre el estadio.

El largo escenario permitió que hubiera tomas panorámicas y otras en las que Rihanna miraba a la cámara, así como tomas sobre el hombro de la cantante y los bailarines.

En algún momento se la estrella se colocó maquillaje sobre el rostro y se miró en un espejo antes de volver a tomar el micrófono.

Desde las gradas había luces brillando mientras Rihanna volvía a subir a la plataforma para cantar en el aire su éxito “Diamonds” al final de la presentación.

El espectáculo de Rihanna fue su primera actuación en vivo en siete años y la primera desde que se convirtió en madre por primera vez hace nueve meses.

UN HIMNO SIN COMPLICACIONES

El astro del country Chris Stapleton interpretó de manera sencilla el himno nacional estadounidense de pie solo en el campo, acompañado únicamente por su guitarra eléctrica para entonar “The Star Spangled Banner”, momentos antes de que los Chiefs de Kansas City dieran la patada de salida ante los Eagles de Filadelfia al comienzo del partido.

Vestido con mezclilla negra y portando gafas para sol, con el cabello cuidadosamente peinado en vez de su famoso sombrero de cowboy, Stapleton interpretó el himno como una balada, acercándola un poco al rock sólo hacia los últimos versos incluyendo “land of the free” (la tierra de los libres).

Su versión del himno se sintió lenta, pero duró 2 minutos y 2 segundos, menos que los 2 minutos y 5 segundos que habían predicho los apostadores. Aun así, duró más de 10 segundos más que la versión del año pasado, interpretada por el astro country Mickey Guyton.

Al tiempo que el músico galardonado con ocho Grammy cantaba, el astro de “CODA” (“CODA: Señales del corazón”) Troy Kotsur, el primer hombre sordo en ganar un Oscar en las categorías de actuación, interpretó el himno en lenguaje de señas.

OTROS HIMNOS

Antes de la actuación de Stapleton, la estrella de la serie de comedia “Abbot Elementary” Sheryl Lee Ralph cantó “Lift Every Voice and Sing”.

Con un amplio vestido de terciopelo rojo, Ralph comenzó la canción conocida como el himno estadounidense negro como una balada introspectiva, hasta convertirla en un poderoso himno, con tambores de estilo militar acompañándola y un coro vestido de blanco respaldándola en el campo en el State Farm Stadium en Glendale, Arizona.

La leyenda del R&B Babyface interpretó “America the Beautiful” como una bella canción folk, con una guitarra acústica pintada con la bandera estadounidense y flores azules en el campo. Una pista de tambores y otros cantantes comenzó a sonar antes de que terminara.

 

FANS FAMOSOS Y ARTISTAS

El actor Paul Rudd, un férreo admirador de los Chiefs, estaba en el campo antes del partido, con una gran sonrisa y el jersey del equipo.

El originario de Filadelfia Bradley Cooper, con una camiseta de los Eagles, celebró desde las gradas cuando su equipo anotó los primeros puntos del partido que mantuvo en suspenso a los asistentes. Otro fan famoso del equipo de Filadelfia, Kevin Hart, con un jersey, movía los brazos de pie.

Jay-Z, Tiffany Haddish, la rapera GloRilla y el chef británico Gordon Ramsay también fueron vistos en el estadio.

Las actuaciones previas al partido incluyeron a DJ Snake y Jason Derulo, cuyos bailarines eran perros robóticos sincronizados.

Muchos astros también se dejaron ver durante las fiestas en la semana antes del Super Bowl.

Otros tantos, incluyendo a Serena Williams, Adam Driver y John Travolta, participaron en los comerciales del gran partido.

U2 reveló en un comercial hacia el final del partido que volverá a estar de gira luego de su más reciente serie de conciertos de 2019.

0Shares

Read more

Local News